Inicio » Acontecimientos de la física y la matemática

Archivo de la categoría: Acontecimientos de la física y la matemática

Un breve sobre computación

La revolución computacional por ponerle un nombre de cambio social similar a la revolución industrial tiene consecuencias impredecibles y muchas me gustan. Me gustan de presente y de imaginar el futuro.

mujer dibujo 11

Los sistemas físicos programados para calcular, simular y efectuar trabajos no son ‘perfectos’; de otra manera: los ordenadores cometen errores. La combinación de modelización y simulación con la inestimable ayuda, en todas las etapas del proceso, de las matemáticas producen gran cantidad de información de interés en campos muy dispersos al menos aparentemente. Los algoritmos rápidos útiles para computación son valiosísimos para calcular toda suerte de valores importantes para asuntos de interés a los humanos. Sin embargo, los resultados no son perfectos y los errores de cada paso se van acumulando hasta el final del cálculo lo cual significa que hay que tener mucho cuidado de este resultado siempre, pero dependiendo del asunto mucho más que mucho cuidado.

El asunto es fácilmente comprobable sin ser ingeniero o científico, cualquier no experto que es usuario ha notado alguna vez la discrepancia entre máquinas al leer un documento, pero claro en ocasiones estas minucias pueden encubrir problemas que es preciso solventar. Para la vida cotidiana afectan asuntos relacionados con la meteorología, sobre todo en aquellas regiones con climas más o menos extremos, todo el mundo está pendiente de las predicciones, y se molesta con los pequeños errores en su región, pero hay errores o acumulaciones de errores computacionales más llamativos como los que se han producido con misiles en la guerra del golfo o en la célebre explosión del Ariane 5.

La idea que subyace en esta breve nota es que los ordenadores en los cuales sustentamos gran parte de nuestra actividad cotidiana son sistemas físicos y conviene no cargar toda la responsabilidad de sus ‘deficiencias’  a cuestiones fortuitas, que es un error de desconocimiento. Disfrutemos de las enormes ventajas de estos más que instrumentos y herramientas, estudiémoslo con alegría y ahínco pero sin olvidarnos de dónde estamos.

Existen gran variedad de lecturas sobre ordenadores, un ejemplo “Arithmétique des ordinateurs et preuves formelles”. Invito a la reflexión.

Sistemas mesoscópicos

La frontera entre el mundo clásico y el cuántico es un campo muy fructífero de estudio e investigación en la físico-matemática actual. La interfaz entre ambas disciplinas aquí se diluye, los lenguajes se entremezclan y se combinan, los intereses se transfieren de unos a otros. El objeto de nuestro estudio nos torna indistinguibles, estamos ante un nuevo nacimiento de ‘la’ ciencia moderna. 

En este desarrollo científico que se está produciendo la idea de simetría (de nuevo) cobra una fuerza especial porque parece ser la que ‘pone orden’ en este mundo emergente.

En la frontera entre el mundo clásico y el cuántico viven los sistemas mesoscópicos cuyas propiedades  de transporte y de espectro se rigen por leyes matemáticas asociadas a la simetría, y es en el mundo de la simetría donde se buscan los objetos matemáticos que definen, describen y escriben estos sistemas de cuyo interés tecnológico para la construcción de dispositivos electrónicos nanométricos se tenía amplia constancia, y que además se muestra como  fascinante fuente de conocimiento y creación en la ciencia básica. La gran variedad de fenómenos que originan son una mina rica de ideas para la creación científica.

Los objetos matemáticos asociados son espacios simétricos (compactos y no compactos) cuya geometría y análisis están desarrollando equipos de investigación matemáticos, la teoría de campos las supervariedades diferenciables y todo el utillaje matemático exploratorio está en marcha y en funcionamiento. En cuanto a las ideas y estructuras fijas con las que se conectan, estas investigaciones se mueven en el mundo de  las dimensiones de la ‘coherencia’ de la fase electrónica, en el mundo cuántico donde la coherencia no se ha perdido por efectos térmicos y disipación, la estabilidad estructural está garantizada en esta escala por el caos clásico.

Los sistemas bosónicos y fermiónicos son un excitante reclamo exploratorio en el ámbito de los sistemas mesoscópicos y quizá permitan encontrar los mecanismos subyacentes que gobiernan las leyes universales que los rigen.

He leído varias cosas y estoy en ello de este tema, no es esta nota la referencia de ninguna en concreta, solo pretende ser una llamada de atención al lector sobre un mundo maravilloso que está en este mundo, puedo citar por animarme tibiamente a  alguno, aunque seguro no es el más cercano al tema Stability and instability results in a model of Fermi acceleration by Jacopo de Simoi.

Busque el lector cuanta literatura al respecto dispersa  ya hay y adéntrese en este mundo.

Sofia Kovalesvkaya “souvenirs”

Una biografía matemática exhaustiva escrita en francés (Souvernirs sur Sofia Kovalevskaya). La enorme cantidad de información rigurosa que aporta, los escogidos ejemplos matemáticos que presenta su autora, Michèle Audin, las anécdotas interesantes, las peripecias de una mente brillante en la Europa machista de casi toda la historia de la humanidad.

Sofía Kovalevskaya (1850-1891) hizo aportaciones importantes y aún hoy fuente de inspiración en muchas ramas matemáticas. Fue una buena escritora y una buena discípula y amiga de algunos grandes (por ejemplo, Weierstrass, Mittag-Leffler) sin cuya ayuda no habría podido, quizá, llegar tan lejos como lo hizo. A veces las adversidades son una fuente de crecimiento y esto se nota en los más grandes.

Uno de los pasajes más bonitos del libro es aquel en que la autora, también matemática, recoge una preciosa carta que le escribió al gran y guapísimo G. Mittag-Leffler, es una delicia epistolar sin desperdicio.

Este trabajo merece la pena ser leído y recomiendo vivamente que lo hagan aquellos que gustan de la matemática, de la historia de la matemática y de la historia del talento humano.

La vida y la obra están perfectamente entrelazadas en este volumen, y es que a diferencia de otros grandes en los que solo hay obra a considerar, en esta persona hay vida rica y obra rica, hecho que no es infrecuente entre las mujeres de valía. He observado a través de estas grandes damas que no es necesario renunciar a la vida para desarrollar una actividad intelectual relevante, de cualquier índole. Algunas de ellas, las mejores, nos enseñan que las personas somos capaces de caminar a nuestro paso si queremos hacerlo y podemos hacerlo. De estas grandes chicas, estamos orgullosos todos los seres humanos, nos mejoran.

El libro está estructurado en 12 capítulos, contiene amplia bibliografía de consulta y gran número de fotografías, documentos, y ejemplos de las aportaciones de Sofía. Es muy ameno de leer y está bien articulado. Como está escrito con admiración y pasión, el libro desborda alegría. Se hacen presentes pequeños pasajes matemáticos muy bonitos, comentarios entre colegas (entre grandes colegas) notas, dudas, opiniones, estudios, reflexiones, visualizaciones, presentimientos matemáticos quizá…

No me decido a señalar alguna orientación más, hay decisiones que prefiero dedicar al lector.

La edición es de Calvage & Mounet, exquisitamente cuidada, y publicada en París, 2008

El piano y la física

Captura de pantalla 2014-02-25 a la(s) 00.26.56El pianoforte, instrumento complicado, y la música, forma de la pasión y del conocimiento, como la física y quizá a veces las mates, al menos para mí y para algunas otras personas que me constituyen.

Un sistema mecánico para producir sonido de una capacidad excelente, protagonista en los grupos musicales casi siempre, poco acostumbrado en estos casos a ceder su papel de privilegio, pero que lo puede, lo sabe y lo hace en ocasiones sin
complejos. Un instrumento majestuoso. Cuando el pianista ataca una tecla con cualquiera de sus dedos, un martillo golpea una, dos o tres cuerdas simultáneamente, la nota, como consecuencia de ello la cuerda o las cuerdas vibran, el conjunto de todas las cuerdas es un arpa cromática que se acciona indirectamente, el tablero armónico amplifica las vibraciones, recibe la energía de las cuerdas y vibra en el mueble que contiene este mecanismo y después solo la lectura del sonido y nosotros.

Aunque esto es un esquema muy simplificado contiene en resumen el proceso principal de la producción sonora de este mecanismo. Lo que aquí quería contar es que cada una de estas etapas se puede escribir y modelizar por una ecuación que procede de las leyes de la física que intervienen en este proceso. Para obtener las soluciones de este modelo habrá que recurrir a cálculo numérico, porque los métodos del análisis no son viables.

Como estoy muy interesada en la simulación computacional me ha parecido muy divertido un pequeñísimo artículo que leí, en el que se simulaba un piano imposible, con acústica propia de un piano real. El sonido que se produce con estos instrumentos virtuales actúa sobre el cerebro causando sobre él una sensación de objeto físico. Un piano virtual e imposible en lo real que impresiona el cerebro como un piano real.

Fantástica opción para los compositores musicales y para los investigadores científicos en armonía, tal vez.

Se puede leer también el breve sobre la cuerda vibrante, modelo simple y precioso en estas páginas

Leer a Arnold

Vladimir I. Arnold (1937-2010) Para no extenderme demasiado en esta ocasión y dejar que sea él mismo quien hable adjunto un documento que es una traducción de un prólogo de un libro suyo que ya comenté aquí. Quizá  todo lo demás sobra

Arnold_3

Teoría de las catástrofesRH-Arnold catástrofes

Sucintos comentarios sobre entes matemáticos interesantes (IX): espacios de configuración

Los sistemas mecánicos (y otros sistemas físicos) que son especialmente interesantes se modelizan encuadrados en un marco global que supone la generalización de las coordenadas locales y que con frecuencia se reconoce como espacios curvos, que en sentido ampliado se designan con la expresión espacios de configuración.

Los matemáticos enseñan que los espacios de configuración son indisociables con la modelización de un sistema del cual nos interesan sus propiedades globales. En ese sentido, la estructura matemática de pensamiento proponen que es necesario que las coordenadas locales han de cumplir unas condiciones para resultar útiles, lo que en sentido físico más tosco podríamos enunciar como que sean adecuadas o cómodas, un problema se ve mejor si se observa desde una posición adecuada. En esta situación hay que tener en cuenta y conjugar las necesidades de espacios de dimensión infinita que se presentan en muchos problemas de la física.

Como ejemplo de herramientas interesantes que es conveniente manejar con soltura para moverse en espacios de configuración con solvencia son inevitables las aplicaciones diferenciales (entre espacios de configuración). Piense el lector en los espacios vectoriales que tratados con las herramientas propias de los espacios de configuración conducen a las coordenadas curvilíneas, así algunos problemas geométricos se ven muy bien desde esta perspectiva (esferas, toros… cuestiones de geometría proyectiva), si se consideran las coordenadas clásicas y algunos casos que pensamos como prototípicos de la mecánica en los cuales estos son los espacios de configuración. Hay bastantes ejemplos muy bonitos y muy útiles, cabe citar el de los grupos de rotación de la mecánica del sólido que se mueve en torno a un punto, los cuales conllevan una geometría muy rica asociada a un sólido alrededor de un punto fijo, la idea de spin procede de las parametrizaciones clásicas de Euler y Cayley Klein para este caso.

Matemáticamente un espacio de configuración es un espacio topológico separado, en el que cualquier punto está rodeado de una bola abierta homeomorfa a un espacio vectorial; en definitiva, simplificando cabría decir que la información que proporcionan los espacios de configuración sobre los espacios mecánicos es la de todas las posiciones posibles y la dimensión de la variedad diferenciable que llevan asociados identifican los grados de libertad.

Mi propuesta en esta nota se relaciona con la voluntad constante que me anima a señalar al lector que pierda el miedo a adentrarse por caminos no trillados, lo fácil suele cansar antes y es de una belleza que se marchita pronto, en la enjundia de los libros buenos de cálculo variacional se encuentra más emoción y hermosura que en cualquier simplificación rápida… esa es la opinión que apoyo

Astronomía y Arqueología

Dos ciencias que se hermanan sin mucha dificultad cuando se torna la mirada hacia atrás. La una se apoya en la otra para entender nuestro pasado que es su campo de estudio. Para entender a nuestros predecesores, a quienes nos parecemos asombrosamente, mucho más de lo que imagina cualquier ciudadano medio, quizá bastaría que nos entendiésemos a nosotros mismos y que hiciésemos la traslación culturo-temporal correspondiente.

Quiero tratar aquí de una comunicación oral a un congreso que me fue otorgada en calidad personal, sin embargo que por su valor puede animar al lector a buscar fuentes, si es que considera que hay dos disciplinas que reuniéndose pretenden acercarnos, en la medida de sus posibilidades, al entendimiento más perfeccionado que los seres humanos siempre ávidos aspiramos a tener de nosotros mismos.

Mi joven amigo arqueólogo italiano me mostró que la Astronomía y la Arqueología llevan 300 años viajando juntos, en el pequeño repaso histórico, me presentó a los principales, nombres, sus logros y sus teorías, las dificultades, el nacimiento del controvertido híbrido la Arqueoastronomía y que la relación es difícil, el camino escabroso y el campo en el que se mueve fascinante. Saber las razones de nuestros antepasados, los ingenios que lograron construir para medir posiciones, hacer calendario, conocer en suma los ciclos naturales para poder  preservar sus intereses terrestres.

Le falta madurez a este híbrido, la carencia de consenso y de consideración hace difícil que el crecimiento sea rápido y el desarrollo positivo, hay que restañar heridas de unos a otros, encontrar un método de trabajo unificador o al menos no disipador de energía. Una puesta en común de logros, teorías, suposiciones y disfrutes de diferente índole todas unidas al ‘viaje’ y al ‘cielo’ es decir a la condición humana en su estado más puro desde la noche de los tiempos, en donde la noche significaba la oscuridad, las estrellas, la espera de la mañana, la esperanza del mañana, en fin donde la noche significaba casi lo mismo que ahora, que apenas la vislumbramos.

Parece claro que la belleza formaba parte de la vida de nuestros ancestros. Bueno no se ha perdido todo. Recomiendo a los lectores interesados en buscar y leer temas de Astronomía cultural y Arqueoastronomía, no sé lo que hay escrito y me temo que haya mucho gato por liebre, pero aunque no sea oro todo, algo de lo reluciente vale la pena.

Jody Morellato es el nombre del arqueólogo italiano encantador que me regalo su presentación: Archeaology and Astronomy. A 300 years voyage

Un ejemplo de la relación entre matemáticas y la ingeniería

images (1)picasso-mujeres1Los métodos matemáticos y la informática aplicados a la ingeniería de minas proporcionan unas herramientas valiosísimas de trabajo que complementan los trabajos tradicionales de los ingenieros. Un ejemplo más de la interrelación entre la ciencia pura y la ciencia aplicada y la ingeniería. Leí un trabajo, que es un proyecto de fin de carrera de un joven ingeniero de minas, y me llamó la atención -prueba inequívoca de mi bisoñez en estos asuntos- que en el estudio de la autoignición de materiales de riesgo se tuviera en cuenta no solo las características de dichos materiales, como las propiedades físicas y cinéticas sino que también considerase de interés las características geométricas del mismo. Normalmente la física y la geometría suelen ser amantes muy cariñosos entre sí, pero no había caído que en cuestiones puramente de estrategia y conducta ingenieril tuvieran su valor y su interés.

Este pequeño trabajo de investigación que me parece laborioso y bien dirigido es un estudio minucioso y que contempla muchos aspectos implicados en la estrategia de trabajo de los ingenieros de minas, personas que miran la Tierra desde una perspectiva muy diferente a como la miramos aquellos a quienes nos gusta contemplar por encima de cualquier otra cosa el cielo y el mar. Una mirada inteligente y humana que tiene también en cuenta aspectos económicos, asunto que lo torna aún más relacionado con el ser humano completo que todos pretendemos llevar dentro. O con el que soñamos alcanzar. A. H., mi sobrino que es el autor de este trabajo, estoy segura de que ha hecho un esfuerzo considerable en su primera experiencia de investigador, no solo en el camino de la ciencia aplicada, sino también en el camino de persona, de ser humano que da sus pasos primeros por la vida y por la comprensión del mundo. No sé dónde llegará, pero espero que sea dichoso en su andadura este trabajito es un bonito comienzo, le auguro suerte y le dedico estos párrafos.

[...]condiciones de autoignición en pilas de materiales sólidos de riesgo, tales como escombreras, parques de carbón, almacenamiento de purinas, abonos, fertilizantes, materiales agrícolas, etc.[...]

Riemann, sobre algunos escritos científicos célebres y otros inéditos

Über die Hypothesen, welche der Geometrie zu Grunde liegen. “Sobre las hipótesis subyacentes en la geometría” más o menos es mi traducción, título de la tesis de habilitación leída por Bernhard Riemann (1826-1866) el 10 de junio de 1854, en la facultad de filosofía de la Universidad de Göttingen, fue publicada muy posteriormente. Con este trabajo, Riemann parece que dejó perplejos a muchos de sus contemporáneos, aunque otros ya estaban muy al corriente de la excepcionalidad de este matemático, estudió bajo la férula de Jacobi (1804-1851) y Dirichlet (1805-1859) a quien sucedió en la cátedra en Göttingen.

Tengo una versión italiana de este trabajo, que junto con algunos escritos científicos inéditos y otros que no lo son tanto conforman un librito que guardo como una de las joyas de mi biblioteca personal.

Al atreverme a esbozar algunas palabras sobre una obra, quizá de las más importantes que he comentado hasta el momento aquí, no quiero engañar al lector con falsas esperanzas de que todo es fácil, asequible y está al alcance de cualquiera que sepa leer frases completas con sentido. Es un libro precioso e interesante, pero no hay concesiones a lo facilón, al menos en el escrito principal. Se debe leer, al menos yo así lo creo, sosegadamente, y varias veces. En fin si alguien piensa que ver lo que vio Riemann es difícil es que es difícil. En este volumen también he encontrado otros textos de menos enjundia conceptual, quizá algo más asequibles, también menos conocidos, algunos según señala el editor inéditos, pero tampoco son cosa de poco.

Puedo decir que he pensado y pienso mucho sobre las lecturas que contiene este libro, que es una fuente de ideas asombrosa, no se agota en sí mismo de ninguna manera. Da tantas alas, invita a seguir tanto… esboza tantas ideas que una intentaría desarrollar o que estimulan la imaginación y hacen sentir al lector un buen pensador.

Claramente una obra muy recomendable, siempre y cuando se disponga de un lugar donde dejarlo a mano, y retomarlo cuantas veces haga falta, y releerlo combinándolo con otras lecturas. Y desde luego hay que tener una buena base matemática sobre todo, pero también física y cultural en general. Yo animo a los lectores, a que trasciendan la divulgación y se atrevan a ahondar. No auguro arrepentimiento.

La edición que comento es de Bollati Boringhieri (Turín) de 2008, la más dura ni me atrevo a mencionarla

Teoría lagrangiana de campos

‘A veces es necesario poner un mar de por medio para ver las cosas más de cerca’, lamentablemente no recuerdo el nombre del autor, ni la obra, aunque creo recordar al músico y literato Alejo Carpentier, pero no afirmo con rotundidad.

La mayor parte de los estudiantes-estudiosos de  mecánica con los que voy tratando que disfrutan viendo las cosas de una manera cada vez más completa, vislumbrando cada vez más, suelen madurar el formalismo lagrangiano poniendo un mar de por medio.  Otros no, claro está, hay quienes se apropian desde el principio de esta poderosa herramienta, descarto a los que no logran interesarse.

Quizá lo primero que haya que tener presente cuando se acerca alguien a curioserar en esta fuente de sorpresas agradables, aunque quizá al principio duras, es que la máxima potencia del formalismo se consigue se consigue en sistemas de un número de grados de libertad elevados (el lector puede interpretar infinitos), como en la mecánica del continuo.

La teoría de campos es tan enorme que recubre la campiña en la cual podía estar situada escribiendo estas líneas o el lector encontrándose con ellas. Esta vasta teoría es de una riqueza extraordinaria cuando se utiliza en las teorías de las interacciones fundamentales y claro en la cuantificación de los campos.

Para leer sobre la teoría clásica de campos gravitacionales lo más bonito es leer los trabajos de Landau. En la teoría electromagnética de campos desempeñan un papel insustituible porque facilitan mucho la tarea y dan nueva luz a la misma.

Una manera bonita de introducirse en este terreno es estudiar la física de una cuerda vibrante, y de una manera elegantísima se obtiene la ecuación de ondas, la clave es la extensión al continuo, recuerde el lector a un número infinito de grados de libertad, en el que se observa con asombro de qué manera tan precisa el formalismo lagrangiano se adapta a este problema, como un guante.

Una vez el lector supera esta fase puede pasar a un orden superior y atreverse con la ecuación de difusión de Fourier, que se puede tratar como un fenómeno disipativo (no es reversible). Aquí ya se puede enlazar con la ecuación de Schrödinger y estudiarla con este punto.

Pero quizá el lector debería detenerse con mucho tiempo por delante en el caso del campo electromagnético, porque si logra superarlo habrá llegado mucho más lejos que la mayoría. El campo magnético que es inseparable de las partículas cargadas, sus fuentes.

Me gustaría que alguna persona se lanzara al interior de este mundo, esa una osadía que en unos cuantos renglones se logre despertar el interés, pero si se consigue mínimamente lo doy por bueno.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.